4. Factores desencadenantes

Un factor desencadenante* es algo que causa algo más. ¿Qué es lo que te hace pensar en la pornografía? ¿Cuáles son tus desencadenantes? Existen los obvios, como pasar junto a Victoria's Secret o encontrarse con una escena de sexo en una película, pero luego están los que no son tan obvios: sentirse abrumado, sentirse inseguro,... Leer más →

3. Algo diferente a Dios

C.S. Lewis escribió una vez que la mayor parte de la historia humana ha sido "la larga y terrible historia del hombre tratando de encontrar algo que no sea Dios que lo haga feliz". ¿Por qué "terrible"? Porque nada más que Dios funciona. Podemos obtener placer momentáneo de la pornografía y la masturbación, pero no... Leer más →

2. La vida al máximo

Muy a menudo, caemos en la trampa de pensar que es el infierno hasta el cielo, y el cielo hasta el infierno. Es decir, creemos erróneamente que si vamos a llegar al cielo, va a requerir una vida de aburrimiento y represión, mientras que el infierno, por otro lado, implicará una vida de placer y... Leer más →

1. Bienvenido a la Victoria

Has nacido en una cultura pornificada. Eso no fue tu culpa. No pediste eso. Tu primera exposición a la pornografía, - ¿la recuerdas? - eso probablemente tampoco fue tu culpa. El hecho de que te haya gustado lo que viste, que quisieras ver más, no solo es comprensible, sino natural. Has sido creado por Dios... Leer más →

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar